Ir al contenido principal

SABOR A PAN TIERNO


En mi memoria guardo esos recuerdos, de la familia unida junto al televisor, 
la lumbre del fuego que nos calentaba en invierno. Las tardes de verano sentados alrededor
de aquel árbol cortado que nos servia de mesa en el patio.
Nunca nos faltaba a la hora de la merienda unas rebanadas de pan con 
mantequilla y mermelada.
Ahora se las preparo yo a mi hija para que se las lleve en la mochila.
Todo ha cambiado, el tiempo, las escenas, las personas; menos el sabor 
del pan tierno. 
Angora.

Comentarios

Entradas populares de este blog

CARTA DE UN EMO

Los días como hoy fríos y lluviosos, me encierro en mi mundo, en mi ordenador y en mis fantasías, me agarro al teclado igual que un naufrago a su tabla, como aquel pianista fracasado. Pero hoy no me salen palabras para escribir nada, ninguna historia, ni triste, ni amarga, ni dulce, ni alegre; solo me salen movimientos automáticos de mis dedos sobre las letras, que aporean teclas sin sentido, y no conjugan nada. Mi enfado me lleva a la desesperación y esta a la frustración de que en este mundo de literatura no tengo lugar. Lo he intentado, pero no, no encajo en vuestra comunidad, nunca seré aceptado como uno más, ni siquiera cono escritor mediocre, mi desánimo me ha llevado ha escribir esta carta. Quizás no vuelva a ponerme en contacto con vosotros, ni sepáis más de mí, tan solo, algunos de vosotros leréis una esquela en el periódico. Para entonces ya será demasiado tarde, ya no estaré aquí, ni para leeros, ni para que me leáis.




Y en ese preciso momento, cuando estéis mirando la págin…

En la nieve Campo de Criptana.

EL CORAZÓN DEL SOLDADITO DE PLOMO Y LA BAILARINA.